Susana Giner 11 febrero, 2019
-Toma, por favor, X, prepara este pedido.
Y le doy una hoja de pedido: nombre del cliente, dirección, referencias y cantidades solicitadas, y los portes hasta la dirección de entrega.
Algo así como media hora más tarde:
-Mira, Susana, por favor, échame un mano… que las he encontrado todas pero llevo media hora buscando la última y no la encuentro… Es la Porter Barcelona-Alicante.
-Ay, por favor… por-tes, ¡por-tes!, ¡POR-TES!… no por-teR

1 pensamiento a “Las malas entendederas

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *